Buscar

El Naán hace resurgir los sonidos ancestrales en Estival Cuenca

El grupo exprimió su variado repertorio en el que la variedad de sonidos se guiaron por el la canción tradicional y el folk



Estival Cuenca volvió a poner de relieve la importancia de conceder un espacio propio a la música folk. Un género que cumple una función tan ociosa como necesaria para no sólo hacer disfrutar al oyente de los sonidos tradicionales, sino que los convierte que con su cante y promulgación, le construyen toda una barrera contra el olvido y la despoblación de oídos.


El festival conquense reunión en su espacio para el género folclórico a El Naán y Collado Project, que se intercambiaron las posiciones a la hora de salir el escenario. Por suerte para el espectador, el orden de los factores no alteró un gran producto en forma de experiencia única.


El grupo palentino sembró un gran arranque sobre el escenario Solán de Cabras, comenzando con títulos de su anterior álbum, “La danza de las semillas”, para cumplir con un florecer de su último trabajo: “Germinal”. Con Héctor Castrillejo sirviendo de hilo conductor entre tema y tema, el público se hizo uno con la propuesta folk con tintes rumberos, salsa e incluso de poesía que interpretó con maestría Carlos Herrero, al tiempo que pulsaba con tesón las cuerdas, acompañado en ciertas interpretaciones de María Alba. Siempre bien flanqueados por Adal Pumarabín en la percusión, César Díez al bajo, Javier Mediavilla en la guitarra y César Tejero, al saxo.



De esta forma, El Naán cruzó la Hoz del Huécar con una retrospectiva a lo ancestral. Una llamada a los dioses, a la búsqueda del alma y de la felicidad no sin esquivar y recordar temas de relieve con acento a memoria histórica en algunos casos, y otros anecdóticos, como el origen de la colaboración de Juan Perro en “Germinal”.


Tras más de hora y media de interpretaciones, que hicieron que más de una y uno no se pudieran contener en su silla, con colaboraciones puntuales de miembros de “Collado Project” entre las que se incluyó una especie de batalla de percusión que disfrutaron con gran expectación los presentes, El Naán echó el telón de su concierto con el golpeo sobre una antigua mesa de Herrero y María Alba, en la que fueron homenajeando a cada uno de los componentes para ser despedidos en pie por el público conquense.



COLLADO PROJECT

De forma posterior, el proyecto formado por músicos y artistas de toda la península ibérica y encabezado por el taranconero Javier Collado continuó ese “mensaje en el aire” sobre la importancia de mantener viva la música tradicional y las canciones de antaño para no caer en el error de cometer errores del pasado. Collado fue combinando su voz con las actuaciones femeninas de Teres Campos, Ángela Furquet, Alba Chacón y Esther Sánchez, con el acompañamiento de Daniel Vallejo, Sergio López y Pedro Bartolomé en la percusión y las cuerdas.


De esta forma, canciones como “Segadora”, “Mocita”, la “Ronda si sales”, o el conocido “Fandanguillo manchego” se intercalaron con otras con acento portugués o gallego como “Tenho Sede” y “Moliñeira”.


MIERCOLES DE CANCIÓN DE AUTOR

Este miércoles, llega el turno del espacio “Estival Canción de Autor”, con la actuación estelar de Santiago Auserón con su grupo “Juan Perro”, que estará precedido sobre el escenario Solán de Cabras del Parador de Cuenca por la conquense Paula Serrano, que repetirá con su dulce y melosa voz en Estival Cuenca después de estrenarse en la pasada edición.

0 comentarios